Ricardo III

Juana, la reina que no quiso reinar

18 llenos totales consecutivos en Temporada de verano 2013. Mejor Actriz Protagonista I Premios del Teatro Andaluz 2013.

Juana, la reina que no quiso reinar, es el imaginado, emocionante testimonio, de Juana I de Castilla, más conocida como Juana la loca. Hija de los Reyes Católicos, fue casada de adolescente contra su voluntad y después encerrada durante 46 años por la única locura de ser mujer antes que reina y defender el amor por encima del poder.

Gema Matarranz pone voz y cuerpo a una Juana que rebusca entre el recuerdo y la desesperación para entender una vida impuesta por las necesidades de un Estado.

El grito desgarrado de quien sobrevivió a los que tejieron su locura.


El personaje
La importancia de la reina Juana para España es extraordinaria. Gracias a su matrimonio, puro “negocio” de Estado, entra en el reino la casa de Austria, y todos sus hijos llegarán a ocupar los principales tronos europeos, entre ellos su heredero Carlos V.
A pesar de su fastuosa descendencia, su vida estuvo llena de sufrimientos. Su matrimonio duró apenas diez años, ya que Felipe el Hermoso murió en Burgos en septiembre de 1506. Su muerte y tal vez cierto desequilibrio mental, hicieron que su padre, Fernando el Católico, la encerrase en el palacio de Tordesillas para el resto de su vida.
La acción se desarrolla en una de sus noches de reclusión, en el convento donde yacía Felipe y donde cuentan las crónicas que sus carceleros le permitían deambular.


Intérpretes:
Gema Matarranz

Dirección: J. D. Caballero
Autoría: Jesús Carazo
Producción: Histrión teatro

Relacionados

¡Comparte tu opinión!

1 Noticias relacionadas

Juana, la reina que no quiso reinar, Drama

Categorías