Ricardo III

FESTIVALES: Del 1 al 9 de octubre, en los territorios palestinos


Leo Bassi y Pepe Viyuela arropan la segunda edición de Festiclown Palestina

Festiclown Palestina 2014.
Festiclown Palestina 2014.

El Teatro del Barrio de Madrid acogió ayer la presentación de Festiclown Palestina 2014, el festival de clown que viajará a Jerusalén, Ramala, Belén, Valle del Jordán y Nablus desde el 1 y hasta el 9 de octubre. Iván Prado, portavoz de Pallasos en Rebeldía; Leo Bassi, Pepe Viyuela, la periodista de RNE Cristina Sánchez y los músicos Marwan y Mr Kilombo participaron en un acto en el que se criticó duramente a Israel y se destacó el papel del humor y la risa como bálsamo psicológico para el pueblo palestino.

El primero en tomar la palabra fue Iván Prado, organizador de esta segunda edición del Festiclown Palestina. El payaso gallego, tras mostrar su agradecimiento a todas las personas que colaboran con la iniciativa, afirmó que "es importantísimo hacer el payaso allí, en Palestina, porque es en los sitios más terribles donde el payaso propone un mundo onírico. Vamos a ir a hospitales, a las calles y a los teatros para llevar nuestra bandera de esperanza y nuestras tonterías, para decirlos a los palestinos que no están solos".

Tras él, tomó la palabra Leo Bassi, quien se refirió a su pasado como sionista ("Incluso tuve a Ariel Sharon en el escenario, haciendo malabares", comentó anecdóticamente) antes de señalar que "la cultura judaica nos ha dado a la humanidad un gran sentido del humor. No actuar en Israel, ir directamente a los territorios palestinos, es un boicot cómico que golpea el orgullo de los judaicos. Hay que despertar y apoyar al mundo de la cultura judaica, a la integencia y la izquierda judaicas, que son quienes pueden luchar contra la ocupación". El veterano clown confesó que "esto es un acto pequeño y se trata de una lucha a largo plazo, pero creo en el efecto mariposa".

Pepe Viyuela, uno de los actores cómicos más conocidos en España, intervino después para señalar que "más importantes que las palabras son los gestos. Cuando yo veía lo que estaba pasando alli, me preguntaba: ¿qué puedo hacer? Y lo que puedo hacer es esto: soy payaso y voy a Palestina a hacer el payaso". Viyuela, tras afirmar que no sólo tienen "derecho a ir, sino también la obligación", comentó: "Cuando estás allí, y les cuentas lo lejos que está el sitio de donde vienes y te preguntan: ¿Y has venido para esto? Tú respondes que sí, que has ido para hacer el payaso, y eso tiene mucho de reconstructivo, porque esa persona piensa: soy importante, aún hay gente que se preocupa y hace el payaso por mí".

La periodista de Radio Nacional de España, Cristina Sánchez, contó su experiencia como corresponsal en Palestina durante la ofensiva de este verano y ofreció un testimonio emocionado de todo lo que vio allí: "Yo cubrí el terremoto de Haití y nunca jamás pensé que volvería a ver aquella destrucción, nunca pensé que volvería a caminar sobre mantos de cascotes. Sin embargo, volví a ver toda esa destrucción en Gaza este verano". Sánchez ofreció también algunos datos sobre la situación actual en aquel territorio, con 106.000 desplazados internos, 450.000 personas sin acceso a agua potable o 20.000 hogares destruidos y señaló: "Si yo perdí la alegría este verano en Gaza y hoy me han hecho sonreír, ¿qué no podrán hacer estos payasos allí, con la gente que tiene una vida cotidiana tan dura?".

En el acto intervino también el músico Marwan, cuyo padre es un refugiado palestino. "Mi padre nació ya en una tienda de campaña", comenzó diciendo: "La destrucción y la violación diaria de los derechos humanos no es de ahora. Es un terrorismo que no aparece en las portadas, pero que es igual de letal". "Por eso", comentó, "algo como Festiclown es tan necesario. ¿Cómo se puede invertir tiempo y dinero en esto? Porque la salud psicológica es muy importante y la risa es fundamental para conseguirla". Acabó su intervención con una mención a la película "Monstruos S.A.": "En esa película, los monstruos se dan cuenta de que consiguen mucha más energía haciendo reír a los niños que asustándolos; ojalá los gobiernos se den cuenta de eso algún día".

Para cerrar el acto, volvió a tomar la palabra Iván Prado. Él explicó que Pallasos en Rebeldía, la organización gallega que está detrás de Festiclown Palestina, nació en 2003, durante la Segunda Intifada, pero no fue hasta 2009 cuando se plantearon llevar el Festival a Palestina. Lo intentaron en 2010 y las autoridades israelíes no lo permitieron, pero sí lo consiguieron en 2011, en la primera edición del Festiclown Palestina. En esta segunda edición, en 2014, el trabajo se centrará sobre todo en población infantil hospitalizada.

Secciones

Relacionados